Cartas al director. “…Y entonces le abrimos las puertas al enemigo….”

Domingo, 20 Agosto 2017 17:51   Tus Noticias
Vota este artículo
(0 votos)

Recibimos la carta de una lectora de www.albaceteabierto.es que dice lo siguiente:

 

...Y entonces le abrimos las puertas…

Así como suena: le abrimos las puertas de nuestro país al enemigo... ASÍ , A LO GRANDE, sin miedo.

 Sí, sí.. Así como nos parieron: con jeta, con alegría, descarados y despreocupados como somos... Lo hicimos de par en par en el nombre de la libertad, de los derechos humanos, de la tolerancia, de la benevolencia hacia la raza humana, hacia nuestros iguales ... En resumen: de un puñado de votos.

En tiempos de guerra el enemigo llamó a nuestra puerta y le abrimos...

“Integramos” al lobo con piel de cordero en nuestro rebaño, lo engordamos, lo hicimos fuerte.. Sí.. Lo “integramos” ... ¡¡Ay que ver cómo se les llena a algunos la boca con esta palabra!! [Perdón, prosigo] Lo integramos.... Lo integramos tan bien...Realmente TAN BIEN, que luego no supimos diferenciarlo de nuestras ovejas... Y cuando lo hicimos, nos dimos cuenta de que las que nos quedaban tenían sus dientes afilados y cubiertos de sangre... Porque ya no había ovejas... Era tarde.

Qué bonito de pequeños cuando discutíamos patio y nos decían los maestros esa frase de “dos no se pelean si uno no quiere” ... Lástima que los niños del ayer nos demos cuenta hoy de que aquella regla de oro de nuestros recreos no es tan infalible como pensábamos... No...

No lo es...

Y no lo es porque no funciona con determinados verbos, como por ejemplo, con el verbo “asesinar”. Porque no queremos... De veras que no.. Nosotros no queremos, pero nos están matando.

Nos están matando en nuestros parques, en nuestras calles, en nuestros bares... Y..¿¿Sabéis por qué?? Porque en tiempos de guerra no se le abre la puerta al enemigo... porque lo tenemos en casa...Porque con la guerra, la maravillosa regla de oro del patio se torna utópica.. Porque no queremos,de veras que no... Nosotros no queremos, pero amigos... leed esto bien: ESTAMOS EN GUERRA.

Estamos en guerra desde que allá por los ochenta, en plena Guerra Fría, los afganos convirtieron su guerra contra occidente (en ese momento la URSS) en una guerra santa...Musulmanes de todo el mundo son llamados para combatir al lado de sus hermanos afganos en lo que deciden denominar “la causa”... El origen de esta locura.... La Yihad.

Y no, no son todos los musulmanes iguales, por supuesto que no lo son...

Y no, no creo que haya más culpables en este festival de sangre que los asesinos que deciden acabar con la vida de otros...

Pero tampoco me pidáis que entienda qué hacen asentados en nuestro país a día de hoy fanáticos radicales islamistas con antecedentes... No, no lo entiendo...

No me pidáis que piense en los derechos humanos, que sea benevolente, tolerante o cualquier otra “chorrada” (tan hipócrita como biensonante) con estos desalmados... NO, no lo hagáis, porque una persona que es capaz de matar a otra, para mí pierde su condición de ser humano.

No me pidáis tiempo.... Porque hace mucho que dejé de preguntarme si volvería a haber otro atentado.. Porque tristemente, lo que me pregunto ahora es “cuándo y dónde” va a ser el siguiente.

Y por último, altas esferas, dejad de pedirme que viva sin miedo por favor.... Tenemos al enemigo en casa en tiempos de guerra.

Hasta mañana si Dios quiere... Con permiso de Alá

Fdo.:  Luisa Real Aguado

 

(Cartas al director. Una sección de los lectores para su libre opinión y denuncia. Albacete Abierto no se hace responsable ni tiene por qué compartir las opiniones aquí expresan)