www.albaceteabierto.es

Calle dice adiós al Alba. Se va un caballero del fútbol del club manchego

Juan Carlos Picurelli
Juan Carlos Picurelli
miércoles 18 de junio de 2014, 17:49h

 “Vestir la camiseta del Albacete ha sido un orgullo y un placer”

El delantero madrileño se despidió entre lágrimas de la afición, de los medios y del club en el que ha permanecido durante las últimas tres campañas y media

Hoy se ha despedido del Albacete Balompié, Antonio Sánchez de la Calle. Un delantero de los que dejan huella. Un futbolista que será difícil de olvidar entre los aficiones y que desde esta mañana deja su nombre grabado en la historia del club.

Calle decidió convocar a los medios para dar su última rueda de prensa como jugador del Alba. El madrileño contuvo las lágrimas durante su discurso, pero finalmente no pudo evitarlas, pues la emoción del acto mostró que Calle se marcha como un caballero, pero su ilusión por quedarse en el Albacete llegó a existir desde que acabó la temporada.

Este ha sido el discurso de Calle antes de las preguntas de los medios: “En todo momento el Albacete se ha comportado como un club señor conmigo. Entiendo perfectamente que esto podía pasar, es una decisión puramente deportiva. Lo único que puedo decir es que estoy muy agradecido a este club de todo lo que me ha dado a nivel profesional, personal. Ha sido el club más bonito, en el que mejor he estado y sobretodo en el que más cariño me han dado. Agradecer el cariño de todos los trabajadores que han pasado por aquí. Me trataron como uno más. Aquí me he sentido como un albaceteño más”.

“Agradecer también el trato de toda la afición. Las muestras de cariño que por los medios, redes sociales, etc., me han transmitido. Estoy eternamente agradecido por ese apoyo. También del cariño de los niños, es lo más bonito. Ir por la calle o al colegio y que te reclamen es lo más grande”.

“Agradecer a mis compañeros el año vivido, ha sido un año muy bonito, muy grande. Como personas son excepcionales. Como futbolistas lo han demostrado en el campo”.

“Con el míster también he hablado, le dije lo que pensaba. También estoy muy agradecido a él, porque gracias a este tiempo con él soy mejor. He aprendido mucho y entiendo al final que son decisiones que debe tomar el club, las entiendo a la perfección y la respeto. Que nadie piense que he tenido algún problema con nadie. Todo lo contrario nuestra relación ha sido excepcional, profesional, un respeto mutuo importante y al final lo que siempre hemos buscado es el beneficio del club y el bien del equipo. Agradecer a la prensa el cariño y respeto mostrado durante estos años”.

“Simplemente decir que aquí hay un aficionado más del Albacete, el club me tendrá para lo que necesite, y nada más. Para mí ha sido un orgullo y un placer vestir esta camiseta durante este tiempo y estoy muy orgulloso”.

Tras el discurso las lágrimas de Calla fueron inevitables, a las que los medios asistentes respondieron con unos merecidos aplausos antes de comenzar las preguntas.

El ascenso y la vuelta a Segunda, lo mejor

Tras el discurso de despedida, Antonio Calle respondió a las diferentes preguntas que se le lanzaron desde los medios. El delantero señaló que el mejor momento vivido con el Albacete ha sido sin duda “el ascenso y la vuelta a Segunda. Era mi reto personal, en parte me sentía responsable del descenso y era mi reto devolverlo donde merece”. Ha recordado también “la victoria en Copa ante el Atlético”. Al igual que reconoce que esta campaña fue “un año muy bonito”.

Respecto a su futuro reconoció no saber aún nada, pues desgranó que su familia es feliz en Albacete y “tengo que decidir muchas cosas, pensar, meditar. Es difícil mover a toda la familia, toca esperar para tomar la mejor decisión y no confundirme”.

Narra que le gustaría seguir jugando al fútbol, pero debe ver las posibilidades que aparecen “físicamente me encuentro muy bien, aún puedo rendir”. Aunque sabe que la edad puede ser un hándicap. El madrileño no se cierra ninguna puerta, incluso estaría dispuesto en trabajar para el club si puede servir de ayuda “si el Albacete me necesita para algo, ahí estaré”. Calle deja claro que no guarda rencor a nadie, pues “era una decisión que se podía dar”, eso sí, deja claro que tenía “mucha ilusión por continuar”.

Agradeció el apoyo de la afición del Alba y recordó que aunque “he vivido momentos de amor y de odio, me gustaría dejar claro que cuando me han pitado, me han hecho recapacitar”, es decir, “he aprendido y crecido como futbolista”. Calle apunta que la gente le ayudó a aprender de sus errores, “el público se volcó conmigo y admiro a los aficionados blancos por las muestras de cariño que me dieron. Nunca les olvidaré”.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Albaceteabierto

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.