www.albaceteabierto.es
El movimiento

El movimiento

viernes 16 de marzo de 2018, 19:00h

Si bien históricamente lo normal es que ciertas culturas urbanas hayan dominado alguna década para luego caer, más o menos, en el olvido, lo cierto es que en la actualidad parece haber espacio para todas. Algunas, incluso, parecen estar resurgiendo con más fuerza que nunca. Es el caso de la cultura "hippie", nacida en los años 60 de la mano de la música psicodélica, el despertar sexual de toda una generación, el pacifismo y la popularización de las drogas recreativas.

Tiendas como www.parahippies.com demuestran que esta "contra-cultura" sigue más viva que nunca, y no se trata sólo de una moda estética, si no que es toda una filosofía de vida. Aún hoy queda mucho del mensaje de ese grupo de jóvenes que quiso cambiar el mundo y que, seguramente, para bien o para mal, lo consiguió.

¿Cómo surgió?

El movimiento tuvo su cuna (o una de ellas) en la liberal ciudad de San Francisco, y creció rápidamente al albor de movimientos artísticos relacionados con la música (con grupos como Grateful Dead), la poesía (Allen Gingsberg y su "aullido" fueron uno de los símbolos del movimiento) o los "gurús" de las drogas (como Ken Kesey y sus "alegres bromistas", que recorrían el país en un autobús escolar organizando fiestas de LSD).

Pronto, esta filosofía se extendió por todo el país y el resto del mundo, hasta dominar culturalmente la década de los años 60. El predicamento del llamado "amor libre", la espiritualidad, la experimentación con los narcóticos y el pacifismo atrajeron jóvenes de todo tipo y condición y crearon el caldo de cultivo para una explosión intelectual y creativa que, aún hoy, podemos disfrutar.

Artistas como el citado Allen Gingsber, Janis Joplin, The Beatles, o Jimi Hendrix son sólo algunos de los nombres indisociables a esta época y este movimiento. Sus escritos y canciones a día de hoy se mantienen en la cima de las más vendidas y su mensaje sigue calando en la juventud del mismo modo que lo hizo en el llamado "verano del amor".

El movimiento "hippie" y la política

Pero no todo fue hedonismo en la década de los sesenta. El movimiento "hippie" tuvo una gran carga política. Se convirtió en un símbolo contra la guerra de Vietnam en la que Estados Unidos tomó parte, y también provocó recordadas protestas en otros países, como el "Mayo del 68" francés. Derivado de esto, también se convirtieron en abanderados contra la brutalidad policial, ya que la sufrieron de manera exagerada en sus protestas pacifistas.

Sus características

Ideológicamente, la contra-cultura puso en liza valores que hoy pueden parecer obvios, pero que en la época no lo eran. Pacifismo, ecologismo, altruismo, honestidad y misticismo eran algunos de sus rasgos más compartidos por sus miembros.

Estéticamente es, también, un movimiento muy característico. Los colores llamativos, la ropa artesanal o de segunda mano y, sobre todo, la comodidad y la ausencia de reglas. También la mezcla de ropas étnicas de diversas culturas, especialmente africanas y asiáticas es algo que esta corriente puso de moda.

Su final

Si tuvieramos que señalar un "final" oficioso del movimiento "hippie", (aunque década tras década haya seguido notándose su influencia), este está asociado de manera absoluta al macabro Charles Manson y su secta conocida como "La Familia". A partir de unos valores y estética parecidas a los del movimiento juvenil, Manson fue una suerte de lado oscuro del mismo, y cuando en el año 1969 sus crímenes pasaron a primera plana de los medios y aterrorizaron a gran parte de la sociedad estadounidense, muchos poderes fácticos aprovecharon para criminalizar a un movimiento que, por otro lado, empezaba a dar muestras de agotamiento.

En la actualidad

Como hemos comentado al principio, en la actualidad no parece existir una "tribu urbana" dominante entre la juventud, si no que todas parecen haber vuelto para mezclarse y convivir. Por ello no es extraño que hayamos visto un repunte de los valores ideológicos de este movimiento, tanto políticamente (con protestas pacíficas como las del 15-M, o el avance del ecologismo o la oposición al maltrato animal) y también estéticamente, pues cada vez son más habituales las tiendas que trabajan este tipo de moda, de manera artesanal y sostenible.

A pesar de que surgió hace más de seis décadas, parece que la "contra-cultura" aún tiene mucho que decir en nuestra sociedad. ¿No os parece?

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Albaceteabierto

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.