Qué es el contrato de apoyo a emprendedores

Qué es el contrato de apoyo a emprendedores

sábado 26 de octubre de 2019, 08:58h
Una forma de incentivar el empleo que se ha estado utilizando es la del contrato apoyo a emprendedores.

Con la creación del mismo, la administración quiere fomentar que las empresas realicen contrataciones estables de empleados. Sin embargo, esta nueva modalidad de contratación ha sido acogida de diversas formas en el mundo laboral.

Qué es el contrato de apoyo a emprendedores

Se trata de una modalidad de contrato que tiene como objetivo promover que las empresas contraten a trabajadores de forma indefinida, recibiendo algunos beneficios fiscales en contraprestación.

Para realizar un contrato de apoyo a emprendedores hay que tener en cuenta cuáles son sus principales características (el artículo 4 del Real Decreto 3/2012 regula el contrato de apoyo a emprendedores):

Contrato definido

El contrato de apoyo a emprendedores debe realizarse en la modalidad de contrato indefinido. Sin embargo, el periodo de prueba de este tipo de contrato se establece por un periodo de 1 año.

Jornada completa o jornada parcial

Este contrato se puede realizar tanto por jornada completa como a jornada parcial y debe estar recogido por escrito en el contrato de trabajo.

Periodo de prueba de 1 año

Este periodo de prueba de un año, es uno de los puntos que más controversia despierta esta modalidad de contrato, ya que, durante ese periodo, el trabajador puede ser despedido sin aviso previo y sin derecho a indemnización. Este despido, por otro lado, debe ser procedente para que sea válido, en cuyo caso contrario, el trabajador deberá ser reincorporado a la empresa (El trabajador también podrá poner fin a la relación laboral en los mismos términos, sin que tenga que indemnizar a la empresa en ningún caso).

Requisitos de la empresa contratante

Las empresas que realicen esta modalidad de contrato deberán tener una cantidad inferior a 50 trabajadores en el momento de la firma del contrato.

Beneficios de este tipo de contrato

Cómo toda modalidad de contrato, hay aspectos del mismo que son ventajosos para empresas y empleados, y otros que no lo son tanto.

Principales ventajas para la empresa

Las dos principales ventajas que obtiene la empresa al formalizar este tipo de contrato son:

Ventajas fiscales
Bonificaciones a la Seguridad Social

Las empresas tendrán derecho a una deducción fiscal de 3000€ y podrán deducir 3600€ en la cuota de la seguridad social, por el primer trabajador que contraten en esta modalidad.

Además, existen otros incentivos fiscales y en bonificaciones a la cuota de la seguridad social, en caso de que el trabajador esté cobrando prestación, sea un desempleado de larga duración de más de 45 años, o si se trata de una mujer contratada en un sector tradicionalmente masculino.

Ventajas para los trabajadores

La principal ventaja de este tipo de contrato, es para los trabajadores que estén en situación de desempleo y percibiendo una prestación. Durante su primer año contratados, además del sueldo que le abone la empresa, podrán cobrar un 25% de su prestación por desempleo.

Muchas empresas y trabajadores consideran muy interesante este tipo de contratos de trabajo, ya que permite a unos, obtener ventajas fiscales y en la cuota de la seguridad social y a los otros, encontrar un trabajo indefinido. Sin embargo, alguna de sus características (en especial en el apartado del periodo de prueba y extinción) hacen que el contrato de apoyo a emprendedores no sea mirado con buenos ojos por muchas personas y empresas.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios