www.albaceteabierto.es
Castilla-La Mancha pide que Albacete, Toledo y Ciudad Real pasen a la fase 3 la próxima semana
Ampliar

Castilla-La Mancha pide que Albacete, Toledo y Ciudad Real pasen a la fase 3 la próxima semana

lunes 08 de junio de 2020, 17:43h

El director general de Salud Pública, Juan Camacho, ha anunciado este lunes que el Gobierno regional va a solicitar esta semana el pase a la fase 3 de la desescalada para las provincias de Toledo, Ciudad Real y Albacete.

De esta manera, si el Ministerio de Sanidad decide autorizar esta petición, las cinco provincias castellanomanchegas estarían en fase 3 desde el próximo lunes, 15 de junio.

Camacho ha detallado que el Ejecutivo autonómico formalizará la petición "a lo largo de esta semana" y ha recordado que, "como viene siendo habitual", el Ministerio comunicará "el viernes o el sábado" su decisión al respecto.

Por otra parte, respecto a la entrada desde este lunes a la fase 3 de las provincias de Cuenca y Guadalajara, ha recordado que estas dos provincias pasan a ser consideradas como una unidad territorial y ha citado los cambios más reseñables de este cambio de fase, como son la recuperación de la movilidad entre ambas provincias, la desaparición de las franjas horarias de paseo y deporte, la flexibilización en el uso de medios de transporte tanto públicos como privados, la posibilidad de mayor ocupación de establecimientos hosteleros, la apertura de discotecas o la flexibilización también en el uso de instalaciones deportivas y en las normas en locales y centros comerciales.

SISTEMA DE VIGILANCIA EPIDEMIOLÓGICA

Por otra parte, el director general de Salud Pública ha explicado que durante este fin de semana se ha completado la carga de datos de fallecimientos en la base de datos del Sistema de Vigilancia Epidemiológica del Ministerio de Sanidad, lo que ha permitido comprobar que "no hay diferencia apreciable" entre los datos que computa el Ministerio y los que maneja el Gobierno regional.

Camacho ha señalado también que se espera que "a lo largo de esta semana" se pueda producir la armonización completa de los datos que ofrecen diariamente ambos gobiernos.

LOS RASTREADORES ABORDAN 5.000 CASOS SOSPECHOSOS

Por otra parte, con respecto al equipo de enfermeros rastreadores --que Camacho ha preferido definir como enfermeros de vigilancia epidemiológica--, ha revelado que desde que comenzara a funcionar el pasado 12 de mayo, han abordado unos 5.000 casos sospechosos, de los que luego han sido confirmados "muchos menos".

"Pero todos se investigan, se hacen medidas diagnósticas que nos permitan detectarlo, y de cada uno de estos casos se produce una primera identificación de contactos que se hace efectiva cuando el diagnóstico se confirma", ha añadido, recalcando que se está haciendo "un trabajo extraordinario" por parte de este equipo de profesionales.

En este sentido, ha hecho hincapié en que su labor es la de "aumentar la capacidad de detección de casos y contactos", algo que ha considerado "fundamental" en esta fase de la epidemia.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

1 comentarios