Juzgan este jueves a un hombre por conducir sin carné, huir de la policía y atropellar a un agente

miércoles 08 de octubre de 2014, 17:08h

El juzgado de lo Penal número 1 de Albacete tiene previsto juzgar este jueves 9 de octubre a un joven de 34 años, D.T.V., como presunto autor de dos delitos de atentado, uno de ellos en concurso con un delito de lesiones, y un delito contra la seguridad vial, con el agravante de reincidencia y por los que la Fiscalía le pide una pena de ocho años y tres meses de cárcel.

Según recoge el escrito de acusación de la Fiscalía, al que ha tenido acceso Europa Press, el acusado, pese a no tenía permiso de conducir, en la tarde del 21 de diciembre de 2011, se puso al volante del coche de su hermana y circuló por varias calles de la capital.

Al mostrar, dice el escrito, una actitud sospechosa, un agente de Policía Nacional le dio el alto, pero el acusado no hizo caso. El Policía lo persiguió, con los prioritarios de la motocicleta encendidos, por varias calles, hasta llegar a un callejón sin salida para vehículos.

Como el coche tuvo que parar, el agente colocó la moto para cerrarle el paso y el acusado echó marcha atrás y embistió al policía, que cayó al suelo junto a la moto. El acusado siguió marcha atrás con el coche, haciendo que dos peatones se tuvieran que apartar bruscamente para no ser atropellados, y uno cayó al suelo, además de destrozar diverso mobiliario urbano.

La maniobra acabó cuando el acusado empotró el vehículo contra la fachada de un supermercado, momento en que el agente, que se había levantado y llegaba al lugar, trató de impedir que el vehículo huyera de nuevo, disparando su arma reglamentaria a las ruedas.

El acusado emprendió entonces la huida a pie, seguido del policía, hasta que fue detenido por éste, con la colaboración de cuatro agentes más, que le ayudaron y lo detuvieron, pese al forcejeo y los golpes del acusado.

En el escrito de acusación se solicita también indemnizar al supermercado, al Ayuntamiento y al Estado, por los daños materiales sufridos, así como al peatón que cayó al suelo, al tratar de evitar ser atropellado, y al agente de Policía, por las lesiones sufridas. La cuantía total asciende a casi 15.000 euros.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios