Amargo triunfo del cadete del Albacete FS (8-4) anate el Quijote, insuficiente para jugar el Nacional

Domingo, 26 Abril 2015 11:43   deportes
El cadete regional del Albacete FS ha ganado este mediodía por 8 goles a 4 al Quijote Fútsal, 
una renta que se queda corta para superar al rival de hoy y hace que los ciudadrealeños se proclamen campeones accediendo al torneo que les medirá a los mejores equipos de España. El conjunto de Félix Munera nunca se rindió y se puso a un tanto de conseguir la hazaña a tan solo un minuto del final. Un error con portero-jugador mató el partido y destrozó las ilusiones de los chavales. Más de 500 personas lo presenciaron en las gradas del Pabellón del Parque.
El choque empezó con el lógico ímpetu de los locales que atacaban sin cesar y muy pronto se adelantaron. Pero en una jugada sucesiva el Quijote conseguía igualar la contienda en un error del guardameta Luis. El Alba siguió jugando, acorralando al rival y tras el ecuador llegó el segundo gol de los blancos. Entonces Víctor Beas dispuso de portero-jugador con función defensiva y la jugada le salió bien. Eso calmó los ánimos de los albaceteños y con el resultado de 2-1 se llegó al descanso.
Tras el vestuario, el Albacete volvió a marcar y espoleado por el público el asedio era constante, innumerables ocasiones las que sacaron los jugadores del Quijote y su portero Héctor. Fruto de otro error, los visitantes marcaban el segundo y eso dejó tocados a los de Félix Munera que por un momento se dieron por vencidos. Ahora el portero-jugador actuaba en el Alba y en una reacción de titanes llegaron los goles. A falta de un minuto, el cuadro local se colocó con 7-2 a falta de un minuto. La hazaña se veía cerca. Pero un despeje de los ciudadrealeños con el Alba volcado hacía el tercero. No obstante, aún faltaba tiempo y era posible. Acto seguido, se convertía el octavo. En los instantes finales, el Quijote estaba totalmente encerrado y una diana a falta de 20 segundos mandó al traste las ilusiones del Albacete FS.
 Al final, el Albacete se queda subcampeón con los mismos puntos que el Quijote Futsal. El sueño se quedó a dos goles de conseguir tan inmensa hazaña. El club se siente muy orgulloso de lo que han hecho estos chicos que han puesto la emoción, el corazón y el talento para conseguir el objetivo. Una pizca de suerte es lo que faltó. Pero no cabe duda, que ellos son el futuro del Albacete FS y que tienen toda la vida por delante. Desde la institución se quiere agradecer al público que ha acudido en masa al Pabellón del Parque. El ambiente hacía recordar tiempos mejores en el fútbol sala local.
Desde la redacción de este diario, enhorabuena a los jugadores, al técnico Félix Munera, a toda la cantera y al club, esto puede ser el germén de otra gran generación de jugadores.